¿Qué tela se usa para encuadernar?

La encuadernación e impresión de libros se puede hacer de muchas maneras diferentes. No existe una forma correcta de hacerlo, ni debe responder a un estándar.

Hay muchos factores que determinan si se debe usar una encuadernación u otra. En este caso, la estética es uno de los factores determinantes en la decisión de elegir la encuadernación en tela.

¿Qué es la encuadernación en tela?

Aunque este tipo de encuadernación se realizaba antiguamente a mano, se masificó con la encuadernación industrial. En la primera mitad del siglo XIX, las editoriales comenzaron a utilizar la tela como material para cubrir las tapas, lomos y reversos de sus libros de tapa dura.

En comparación con otros materiales las telas a día de hoy, ya no se utilizan para la encuadernación sino mayoritariamente se utilizan materiales similares que facilitan el proceso de impresión. Encuadernar un libro con tela, obliga a que solamente se puede marcar con serigrafia o estampación encareciendo así el coste de la fabricación de un libro.

Los materiales que símulan tela, se utilizan tanto para la impresión de libros y para imprimir agendas tapa dura cosida y agendas tapa dura espiralada.

Imprimir libro tela encuadernación

Características de la encuadernación con tela

Los libros encuadernados en tela, a su vez, deben estar encuadernados en tapa dura. Para poder unir el tejido elegido al cartón, este debe ser rígido y tener la resistencia suficiente para sujetar correctamente el tejido.

Luego, la cubierta protectora cubre el interior de la parte delantera y trasera para lograr un efecto óptimo, y se pule el corte entre la tela y el interior.

Por qué elegir la encuadernación con tela

La versatilidad que ofrece esta fijación es uno de sus puntos fuertes. Aunque esta tendencia ha ido desapareciendo en los últimos años, algunas piezas siguen encuadernadas con un acabado de tela.

Este tipo de encuadernación, en un primer momento da una sensación de clásico, pero también de sobriedad y presencia. Muchos títulos, como novelas, tesis doctorales, o libros institucionales, siguen encuadernados en tela a día de hoy.

Anteriormente, el proceso de encuadernación en tela ha de hacerse de manera industrial, por lo que el acabado es muy delicado pero al realizarse transmite mucha calidad.

Tipos de tela para encuadernar un libro

Hay muchas telas adecuadas, o fabricadas especialmente, para la encuadernación. Sin embargo, otros, por sus propiedades, se desaconsejan o no se utilizan (como el terciopelo).

En cambio, las siguientes telas se pueden usar para la encuadernación de tapa dura:

  1. Gematex: Es una tela especial específica para trabajos de encuadernación. Es la tela más usada por su fácil aplicación, se pega a la tapa con cola adhesiva. Cuenta con una gama de colores lisos y permite la impresión o serigrafía de textos y dibujos.
  2. Linocolor: Tela con efecto de vaquero usado. También está disponible en colores sólidos, lo que permite la impresión de texto o dibujos, así como la serigrafía.
  3. Buckram: Es la tela más versátil y duradera, y a su vez la más cara. Son marcos impermeables. Se venden en forma de relieve que imita a la tela o la piel, y el estampado es muy agradable al tacto.Imprimir libro tela encuadernación

Papeles imprimibles que simulan la tela

  1. Imitlin-tela: El Imitlin está fabricado con fibras largas para una mayor resistencia mecánica y fuertemente teñido para evitar antiestéticas líneas blancas que corresponden a cortes. Esta gama de papel cuenta con un solo gramaje de 125 gramos disponibles en múltiples colores sólidos y claros. El Imitlin también tiene una superficie recubierta que lo hace altamente resistente a la abrasión (sin necesidad de ser plastificado), soporta perfectamente las arrugas y es resistente a la luz directa, lo que lo convierte en un papel ideal para encuadernación o cajas.

Tela imitación Imitlin

  1. Geltex:Es un papel gofrado de alta calidad y gramaje (130g). Ideal para encuadernación y cartón. Geltex es un papel con extrema resistencia a la abrasión, resistencia al redibujado y un tratamiento especial antihuellas. Tiene una textura similar a la tela.

Tela imitación Geltex

El papel de encuadernación Geltex es ideal para tapas duras (portadas y contraportadas). Disponible en numerosos colores.

  1. Wibalin: Es un material de encuadernación clásico con un acabado natural mate. El papel Wibalin está hecho de celulosa de fibra larga de alta calidad, por lo que es muy rígido. Es muy resistente a la luz gracias al uso de pigmentos seleccionados y tiene una excelente impresión (offset y serigrafía), encolado, ranurado y gofrado.

Las ventajas de estos materiales que simulan la tela, es que estos habitualmente se pueden imprimir en impresión offset o digital de manera que se consigue una mayor definición con respecto a las telas y/o un coste mucho menor.

Para un mayor asesoramiento en la impresión de libros de tapa dura forrados con tela contacta con nuestro equipo técnico.

07/07/2022 | Por Mar

Artículos relacionados

Portadas libro
Diferencia entre portada y cubierta de un libro

A menudo utilizamos palabras como sinónimos en nuestras conversaciones cuando en realidad no lo son y no tienen nada que...

Encuadernaciones
Leer más
Encuadermación a la americana lomo
¿Qué es la encuadernación a la americana? Características y ventajas

¿Qué es la encuadernación a la americana? La encuadernación a la americana es un tipo de encuadernado que puede realizarse...

Encuadernaciones
Leer más
Imprimir encuadernación térmica
La encuadernación térmica: características y ventajas

¿Qué es la encuadernación térmica? La encuadernación térmica es un tipo de encuadernación que implica unir las páginas de un...

Encuadernaciones
Leer más