Blog

InicioBlog › ¿Por qué la publicidad impresa sigue siendo tan eficaz?

Newsletter

En nuestra publicación digital informática periódica, encontrarás artículos de interés donde descubrirás nuestras promociones y últimas noticias

12/04/2018 | Por proprint

¿Por qué la publicidad impresa sigue siendo tan eficaz?

La eficacia publicitaria resulta de gran interés en la actualidad, no sólo por la gran cantidad de recursos que destinan las empresas para darse a conocer, sino porque cada vez más la publicidad trata de desempeñar su papel en un entorno saturado de mensajes.

Según los datos del Interactive Advertising Bureau (IAB) de 2017, las empresas sólo invirtieron un 29% del coste total de campañas publicitarias en campañas digitales. Así pues, a pesar del gran auge de la publicidad digital, lo cierto es que los anuncios impresos siguen copando la mayoría de los presupuestos destinados a campañas publicitarias por varios motivos.

En primer lugar, cabe destacar que los consumidores tienden a ver la publicidad impresa como más creíble y relevante. Los negocios invierten en el llamado “efecto halo” para canalizar la credibilidad de sus publicaciones hacia algo de su conveniencia. Concretamente, el efecto halo sugiere que cuando una persona tiene un pensamiento o sentimiento positivo hacia un objeto o persona, su comportamiento se verá reflejado hacia algo relacionado de forma positiva o negativa. En el caso de la publicidad impresa, los lectores consideran la credibilidad creada por la calidad del contenido y la canalizan hacia los anuncios, aumentando o disminuyendo la probabilidad de que la gente comprará el producto o servicio en cuestión

En segundo lugar, de acuerdo con el último estudio realizado por Millward Brown, la publicidad impresa reporta mejores resultados que la digital y la que aparece en televisión. El estudio revela que el cerebro humano puede procesar la información impresa de manera diferente a la información transmitida digitalmente, ya que los consumidores son más propensos a retener la información de un anuncio impreso en comparación al mismo sobre un soporte digital. Además se ha constatado que el conocimiento de las marcas aumenta través de los materiales y soportes físicos ya que generan un procesamiento más emocional que las pantallas.

Por otro lado, hay que tener en cuenta que la inferencia y la reflexión en la lectura de palabras o frases en papel es más lenta y profunda en contraste con el modo de escaneo rápido que aplicamos en la lectura con contenidos digitales. La lectura en material impreso permite al consumidor reducir su foco de atención, reduciendo las distracciones e interrupciones. Esto va ligado con diversos estudios de la Temple University (EEUU) que demuestran que las personas investigadas recordaban mejor un anuncio y su contexto cuando aparecía sobre un soporte impreso.

Por último, la publicidad impresa produce un mayor incremento en las métricas de persuasión, la preferencia de marca y la intención de compra en comparación con otras plataformas. La principal ventaja de la publicidad impresa en comparación con los otros soportes es que ésta se nutre de la experiencia multisensorial que ofrece el soporte publicitario impreso. Asimismo, tanto la fotografía como la tipografía, tienen el poder de marcar la diferencia cuando se trata de crear impacto mediante la impresión, que lejos de estar en desuso es uno de los más poderos medios publicitarios

Por todos estos motivos, a pesar del auge de la publicidad digital, los anuncios impresos siguen siendo la mejor opción para asegurar el éxito en nuestras campañas de publicidad.