04/04/2019 | Por Carles

Diseño grafico y publicitario: definición y diferencias

El diseño gráfico y el publicitario están muy relacionados entre sí, pero no son lo mismo. No obstante, muchas personas creen que sí, y por ello en este artículo intentamos arrojar un poco de luz sobre qué es cada tipo de diseño y las diferencias que hay entre ellos. También repasaremos brevemente las tareas de un diseñador gráfico y de un diseñador publicitario.

Diseño gráfico y publicitario

Ambos pueden parecerse de forma sorprendente en lo que a técnicas de ejecución u objetivos se refiere, aunque también se diferencian en ciertos aspectos. Veamos en qué consisten estas dos ramas del diseño:

Diseño gráfico

Este tipo de diseño permite combinar distintos elementos, como ilustraciones y textos, con el objetivo principal de transmitir un mensaje concreto. Usa para ello una serie de herramientas específicas.

Por decirlo de forma más concreta, su base es la creatividad. Bebe de esta capacidad del ser humano para mostrar y plasmar un mensaje concreto de forma visual.

Por lo tanto, se puede afirmar que este diseño está enfocado en la realización de piezas gráficas, elige combinaciones de texto e ilustraciones para, como hemos dicho, transmitir una idea concreta y que al consumidor de dicho mensaje se le quede grabada en el cerebro.

Un diseñador gráfico es un perfil de suma importancia para cualquier compañía que se precie en la actualidad, puesto que será este trabajador la clave para crear una imagen de empresa adecuada y dotar a el producto de la misma de creatividad, haciendo que su publicidad sea efectiva.

Se ha convertido en una profesión muy demandada en los últimos años. Dentro del campo de la comunicación, el apoyo visual es esencial para que los consumidores finales puedan comprender de forma correcta las ideas que la empresa quiere transmitir.

Diseño publicitario

El diseño publicitario se basa en los objetivos de una empresa o institución, así como en su identidad corporativa. Este tipo de profesionales dentro del campo de la comunicación audiovisual se encargarán de atraer y captar a los posibles nuevos clientes que comprarán el producto que fabrique o venda la empresa.

Para realizar sus labores hacen uso de distintas herramientas y técnicas. Los distintos conceptos y elementos que existen dentro de una marca y que están relacionados con la misma los crea el diseñador publicitario. Por lo tanto, se deben crear dichos conceptos y presentar contando con la creatividad de un diseñador publicitario.

En resumen, el freelance o trabajador de una empresa que sea diseñador publicitario tiene como objetivo el captar al máximo número de personas que estén interesadas en adquirir los servicios que oferte la empresa o en su producto.

Estos profesionales del sector de la comunicación deben elaborar informes de mercado que hablen sobre los intereses de la población, con el objetivo de facilitar a los comerciales la labor de dar a conocer el producto e intentar venderlo.

Se suelen utilizar recursos como la sensibilización de un sector determinado de la población ante una necesidad, y para ello crean logotipos, un eslogan y una serie de técnicas empresariales que estén sometidas a una estrategia publicitaria.

Por ejemplo, el diseño de cartelería exterior se englobaría dentro del diseño publicitario y, evidentemente, habría uno o varios diseñadores gráficos involucrados en el trabajo.

Diferencias entre diseño gráfico y diseño publicitario

Una vez aclarado qué es cada tipo de diseño y qué deben hacer los profesionales que se dediquen a estos, intentamos aclarar las diferencias que existen entre ambos.

La diferencia principal está en los objetivos finales a los que van enfocados: el diseñador gráfico tiene que transmitir un mensaje utilizando para ello un diseño creativo, que impacte y llame la atención. El diseñador publicitario posee una finalidad más concreta, dirigiéndose a un público mucho más concreto (normalmente sectores de la población que son clientes en potencia y que tienen alta probabilidad de convertirse en futuros compradores del producto de la empresa), intentando captar la atención de los posibles clientes utilizando para ello un mensaje.

Está claro que al ser dos tipos de diseños las cosas que tienen en común son más que evidentes. Dicho de otra forma, el diseño gráfico es una herramienta de la que se nutre el diseño publicitario y que, sin la cual, no sería capaz de ser tan efectivo como es hoy en día.

Otra gran diferencia es el público al que se dirigen. Por norma general, el diseñador gráfico suele enfocarse en ofrecer una imagen de marca, dirigida a un público genérico. En cambio, el diseñador publicitario siempre debe tener un sector determinado de posibles clientes en mente a la hora de realizar su trabajo, enfocándose en dicho sector para transmitir el mensaje e imagen del producto.

Por esto último, el publicitario necesita incluir aspectos psicológicos dentro de sus proyectos, mientras que el gráfico no.

Está claro que el diseño gráfico y el publicitario se parecen mucho, pero no son lo mismo. El profesional de la comunicación debe trabajar con el primero como herramienta del segundo, por lo que ambos son imprescindibles en cualquier estrategia de publicidad.